Destino

Marruecos

Escribe un destino o un hotel
Fechas opcionales

Tu búsqueda será para adults adultos y children niño/s, debido al rango de edad de los niños para este hotel

Tu búsqueda será para rooms habitaciones, adults adultos y children niño/s, debido al rango de edad de los niños para este hotel

Distribuye las personas por habitación

Habitación

Eliminar habitación
El rango de edad de los niños puede variar según el hotel
El rango de edad de los niños para este hotel es de 0 a 16 años
Añadir habitaciones Confirmar aquí ¡Listo!

Descubre los mejores hoteles en Marruecos

Marruecos es uno de los destinos más atractivos del norte de África por su cercanía a Europa, su exotismo y el carácter abierto y hospitalario de sus habitantes. Se trata, en definitiva, del lugar ideal para quienes quieren sumergirse de lleno en una cultura fascinante y desconocida a la vez. Y para ello, Iberostar Hotels & Resorts pone en tus manos sus hoteles en Marruecos.

Marruecos tiene una luz especial que ilumina sus calles de color ocre y sus casas encaladas, sus mezquitas y sus mercados. A su vez, las playas del reino alauí resultan muy tranquilas y agradables para aquellos que buscan unas vacaciones de sol y playa en pareja, en familia o en pareja.

Si te estás planteando visitar Marruecos, encontrarán un país lleno de increíbles tradiciones, misticismo y paisajes naturales que cortan la respiración. Un lugar que exalta lo singular de su historia —por ejemplo, se trata del único país musulmán que nunca fue conquistado por los turcos— y que invita a sus visitantes a descubrirlo en todos sus matices. Desde sus playas más paradisíacas a la inmensidad del desierto, pasando por las ciudades y pueblos más emblemáticos y coloridos. 

¡Tienes que vivirlo!

  • País: Marruecos
  • Hora:
  • Cambio: Dirham marroquí
  • Energía: 220 V

Destinos

Estrellas

Te han gustado

Especialidades

Servicios

Aplica para viajes del 19 de diciembre al 19 de marzo

Americhich - Marrakech

Iberostar Club Palmeraie Marrakech
  • Nuevo Iberostar
  • Familias
  • +1 Servicios
Antes desde

92

Desde

92

habitación/noche - Impuestos incluidos
Reservar ahora
  • Familias
  • Todo Incluido
Antes desde

106

Desde

106

habitación/noche - Impuestos incluidos
Reservar ahora

Station Balnéaire Saidia

Iberostar Saïdia
¡Niños gratis!
  • Familias
  • Todo Incluido
  • +1 Servicios
Antes desde

103

Desde

103

habitación/noche - Impuestos incluidos
Reservar ahora

Qué ver en Marruecos

Entre los principales reclamos turísticos de Marruecos, destaca Marrakech, la urbe que da nombre al país y una de las cuatro antiguas ciudades imperiales de esta nación junto con Fez, Meknes y Rabat. Su lista de alicientes es inagotable, e incluye monumentos como el imponente palacio de la Bahía, construido a finales del siglo XIX por Si Moussa, el gran visir del sultán. Sede de un harén, fue declarado Patrimonio de la Humanidad en 1985. También resultan impactantes las tumbas saadíes, de finales del XVI; las murallas que rodean la medina, los laberínticos zocos y la icónica plaza de Jemma el Fna, distinguida como Patrimonio Cultural Inmaterial por la UNESCO en 2001. Alojándote en el hotel de 4 estrellas Iberostar Club Palmeraie Marrakech,  tendrás estas maravillas y muchas más a tu alcance.

No muy lejos de Marrakech, se halla Essaouira, una ciudad marinera de origen portugués muy apreciada por los aficionados al windsurf. Dotada de los mejores balnearios de Marruecos, también cuenta con una fortaleza conocida como Skala de la Kasbah y la iglesia lusa de Kechla.

Cerca de la llamada Ciudad Roja, se puede hacer una excursión a Ouarzazate, localidad que alberga estudios cinematográficos y la espectacular kasbah Taourirt, una vivienda fortificada en la que residió el pachá de Marrakech. Y a pocos kilómetros se despliega el inenarrable ksar de Ait Ben Haddou, con construcciones del siglo XVII y declarado Patrimonio de la Humanidad en 1987. Allí se han filmado películas como Lawrence de Arabia (1962), Gladiator (2000) o Alejandro Magno (2004).  

Si pasas tus vacacione en Marrakech, es aconsejable hacer una escapada a la siempre sorprendente Casablanca. Situada en el oeste del país y a orillas del Atlántico, es la mayor ciudad marroquí —su población supera los 4 millones de habitantes— y su puerto más importante, así como su capital económica. Dotada de un generoso patrimonio histórico-artístico, es una metrópolis cosmopolita y moderna que bien merece la atención del viajero. Su buque insignia es la mezquita de Hassan II (1993), la mayor mezquita de África y la tercera más grande del mundo. Su minarete, de 210 m de altura, es el más alto del planeta. Aprovecha para visitar la antigua medina, circundada de murallas del siglo XVI; la iglesia de Notre Dame de Lourdes (1953-1956) y la catedral del Sagrado Corazón, hoy desacralizada y convertida en un museo.

Es necesario referirse a la capital del país, Rabat. Allí abre sus puertas el mausoleo de Mohamed V (1961-1971), en el que está enterrado el monarca que le da nombre y su hijo, Hassan II. Una curiosidad: en su construcción, participaron cerca de 400 artistas marroquíes.

Otro tanto se podría decir de Fez, considerada como la mayor ciudad del mundo entre 1170 y 1180. Una vez allí, hay que contemplar el Palacio Real, la Universidad de Qarawiyyin o Al-Karaouine, la universidad más antigua del continente africano; la madrasa Attarine (1323-1325) y la curtiduría Chouwara, en funcionamiento ininterrumpidamente desde el siglo XIII e incluida en la lista del Patrimonio de la Humanidad de la UNESCO en 1981.

También es obligado mencionar la apacible Saïdia, en Berkane. Conocida como la Perla Azul, esta pequeña población está situada en el extremo nordeste del país, a orillas del Mediterráneo. Es aquí donde hallará el Iberostar Saïdia, un hotel de 5 estrellas pensado para regalarte las vacaciones con las que siempre has soñado.

A esta enumeración habría que añadir Meknes (también llamada Mequinez o Mequínez), fundada por los almorávides en el siglo XI. Su Gran Palacio Real, inconcluso, deja al recién llegado sin palabras; Chefchauen, famosa por su dédalo de callejuelas y casas azules; Tánger, anexionada a España en 1940 e independizada en los años cincuenta del siglo XX; Tetuán, próxima a la anterior y a la ciudad española de Ceuta, y Agadir, cuyas playas y casas encaladas te dejarán sin habla. Para exprimir esta experiencia a fondo, te invitamos a descubrir el Iberostar Founty Beach, uno de los mejores hoteles en Agadir.

Por último, te aconsejamos desplazarte desde tu hotel Iberostar hasta las dunas de Erg Chebbi, cerca de Merzouga, un marco idílico para dar un paseo en dromedario por el desierto del Sáhara o familiarizarte con la cultura bereber y su deliciosa cocina; Erfoud o Arfoud, en el valle del río Ziz; el exuberante palmeral de Tineghir y las magníficas gargantas del Todra, con desfiladeros de hasta 300 m de altura.

Reserva tu hotel en Marruecos

Los hoteles de 4 y 5 estrellas que Iberostar Hotels & Resorts posee en Marruecos son un oasis de lujo y confort. En cualquiera de estos establecimientos, encontrarás todo lo que necesitas para tu próxima escapada a Marruecos. Todos ellos disponen de acogedoras habitaciones, restaurantes en los que podrás degustar el cuscús, los tajines y otras exquisitas recetas marroquíes; actividades organizadas y la posibilidad de practicar deportes acuáticos.

Consulta las ofertas de hoteles en Marruecos, reserva tu habitación al mejor precio y pon rumbo a un país mágico al que, sin duda, querrás regresar.