Luxury & Lifestyle

Supersticiones sobre viajes Cómo atraer la buena suerte en tu viaje

¿Cuántas de estas supersticiones conoces?

¿Llevas un amuleto de la suerte? ¿Crees en la astrología? Aunque las supersticiones son irracionales, algunos mitos y leyendas ya forman parte de la vida de cualquier persona... y también de todo viajero. Y es que hay muchas supersticiones a lo largo del mundo que están específicamente asociadas con los viajes. Porque estas creencias también varían según cada cultura, algo muy a tener en cuenta cuando eliges el destino. Mediante estos trucos y sugerencias se puede dar un toque extra de energía positiva a las vacaciones.

 

COMIENZA EL VIAJE

Primer consejo: una vez que hayas salido de casa, no vuelvas a buscar nada que hayas olvidado: simplemente reemplázalo en tu destino. (A menos, por supuesto, que sea tu pasaporte). Planificar bien el viaje y hacer las maletas de forma inteligente para evitar tener que regresar a casa es un buen consejo en líneas generales, pero también es el primer paso hacia un viaje lleno de buena suerte.

DONDE FUERES...

Cualquier viajero que se precie tiene que tener en cuenta las supersticiones de su próximo destino. Por ejemplo, soñar con un nido lleno de huevos en Jamaica es símbolo de buen augurio económico. En EE.UU. hay una expresión que se podría traducir como “Si encuentras un centavo, recógelo y tendrás suerte durante todo el día”. En México se cree que dormir con unas tijeras debajo de la almohada evita que se tenga pesadillas mientras que dejar unas tijeras abiertas en la entrada de casa mantiene la lluvia lejos del lugar.

En Brasil, un país supersticioso por naturaleza, hay ciertos objetos que son fetiche. Un elefante de porcelana es un símbolo de buena suerte mientras que poner un cuenco de sal en una esquina (o en la habitación de un hotel, según sea el caso) mantiene a raya la mala suerte. De hecho, la sal está asociada con la buena suerte en muchas partes del mundo y se dice que trae prosperidad y protección, tal vez debido a su uso como conservante y como medicina en la Antigüedad. Y aunque se dice que derramar sal trae mala suerte, es fácil contrarrestarlo: ¡basta con echar una pizca de sal sobre el hombro izquierdo para deshacer instantáneamente esta desgracia: es el equivalente supersticioso de pulsar Comando -o Ctrl- + Z en el teclado del ordenador.

El amuleto portugués por excelencia es el Gallo de Barcelos, también símbolo de fe y justicia. Según la leyenda, este gallo fue clave para probar la inocencia de un peregrino que había sido condenado a muerte en la horca tras ser acusado de robar plata. Estos gallos de porcelana pintados a mano son omnipresentes en Portugal y son un souvenir perfecto ya que no solo atraen la buena suerte, sino que también aportan un toque de color a las casas.

Tanto en Francia como en España, se dice que pisar accidentalmente los excrementos de los perros trae buena suerte, pero en la mayoría de los casos no sirve de mucho consuelo ante este fatídico momento. Afortunadamente, hay muchas más maneras agradables de atraer energía positiva. Si estás en España durante Nochevieja, es tradicional comer doce uvas a medianoche para asegurar un año de buena fortuna, una costumbre que se ha extendido a algunos países latinoamericanos como Cuba. La idea consiste en comer cada uva a la vez que suena cada una de las doce campanadas del reloj, por lo que pelarlas y quitarles el grano siempre es una buena idea para aquellos que lo hacen por primera vez. ¡Ah! Llevar algo rojo en la ropa también es signo de buena suerte.

Grecia tiene su propia tradición de Año Nuevo relacionada con la fruta. En este caso, las protagonistas son las granadas que se cuelgan sobre la puerta principal durante las fiestas navideñas como símbolos de abundancia y buena fortuna. Cuando llega las doce de la noche, es el momento de romper la fruta con todas las luces apagadas. Después, se buscan las semillas y, cuanto más dispersas están, más suerte tendrás el año que viene. Eso sí, si estás en un hotel lo mejor es pedir permiso antes ya que esta fruta suele manchar bastante.  Otra opción mejor es, directamente, pasar el Año Nuevo con amigos griegos y celebrarlo en buena compañía.

No todos los amuletos ni trucos de buena suerte tienen sus raíces en siglos de tradición. Los plátanos se han convertido recientemente en un símbolo de buena suerte después de que la selección nacional de béisbol dominicana comenzara a llevarlos al campo antes de los partidos como símbolo nacional de la República Dominicana y después de que ganaran once partidos consecutivos en el Clásico Mundial de Béisbol. Ahora, incluso los fans aparecen con collares de plátanos para apoyar a su país, cantando "¡Plátano power!"

Por supuesto, algunas supersticiones son universales. Tocar madera; llevar un amuleto como un trébol de cuatro hojas, dados de la suerte o una piedra preciosa especial; pedir un deseo cuando se encuentra una pestaña caída, o se ve una estrella fugaz, un pozo de los deseos, un arco iris o cuando se apagan las velas de cumpleaños son todas formas de atraer a la buena suerte. Así que, si eres supersticioso o escéptico, lo mejor es tener una mente abierta y una actitud positiva para mantenerte feliz y seguro en los viajes. ¡Buena suerte!

 

JESSICA DECAMP I 12/04/2018

HAZLO REALIDAD